------|Sugerencia| ¡Anúnciate!| Contáctanos | Hazno tu página de inicio
 
SERVICIOS
Carta al Director
Libro de Visitas
Buzón de Denuncias
 
OCIO
Horóscopo
Turismo
Chat
MUNICIPIOS
Ayutla
Azoyú
Copala
Cuautepec
Cuajinicuilapa
Cruz Grande
Igualapa
Ometepec
San Luis Acatlán
San Marcos
Marquelia
Juchitan
Tecoanapa
Tlacoachistlahuaca
Xochistlahuaca
 
 
 
El Primer Sitio Online de la Costa Chica
 

Comunitarios de Los Liros retienen a sus coordinadores

Rolando Romero Benito y Salvador López Jiménez (Foto: Archivo)

*Los coordinadores retenidos son Rolando Romero Benito y Salvador López Jiménez; así como al delegado regional de la Secretaría de Asuntos Indígenas (SAI) Daniel Sánchez Nestor

*La retención se produjo luego de que los Policías Comunitarios se inconformaron por las negociaciones que los coordinadores realizan con los detenidos

REDACCIÓN
MARQUELIA, GRO.

El grupo de Policías Comunitarios (PC) de Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) y dependientes de la comisaría perredista de la comunidad de Los Liros, retuvieron este jueves a dos de los coordinadores de la casa de justicia de Cochoapa, debido que estos negocian con la libertad de los detenidos, a pesar de que los policías exponen sus vidas para realizar las detenciones.
Junto con estos coordinadores que son considerados los brazos operativos de Eliseo Villar Castillo en la casa de justicia de Cochoapa, también fue detenido el delegado regional de la Secretaría de Asuntos Indígenas (SAI), Daniel Sánchez Nestor, quien había asistido a la reunión de los Liros como enviado del gobierno del estado para atestiguar las mesas de trabajo que se estaban realizando para determinar la conveniencia de que la CRAC permanezca en las comunidades del municipio de Xochistlahuaca.
Las fuentes consultadas aseguran que la mitad del pueblo, sobre todo los que militan en el Partido Revolucionario Institucional (PRI), no están de acuerdo con la presencia de la CRAC en Los Liros, ya que ellos, desde que tienen uso de memoria, se rigen por usos y costumbres, tradición que no ha querido respetar la Policía Comunitaria.
Sin embargo, la otra mitad del pueblo, los de militancia perredista, han adoptado a la CRAC por la única razón de llevarle la contraria a los priistas, a pesar de que ellos mismos han sufrido los abusos y atropellos de los coordinadores de la policía comunitaria, aseguraron las fuentes.
La gota que derramó el vaso fue la detención de dos vecinos de Los Liros a quienes se les encontraron dos plantíos (uno a cada uno) de marihuana.
En un principio estos vecinos fueron encarcelados por los policías comunitarios; sin embargo, el comisario municipal (perredista) los dejó libres a cambio del pago de 30 mil pesos, configurándose así el delito, o bien de extorsión, o bien de secuestro, según la opinión de algunas fuentes consultadas.
Este caso, cabe señalar, fue retomado por el entonces coordinador de la casa de justicia, David Bracamontes Chona, quien ordenó que los “narco campesinos” fueran  reaprehendidos para que fueran juzgados de acuerdo a la justicia comunitaria, y propuso que el comisario de Los Liros compareciera ante una asamblea micro regional para que expusiera su conducta, con el riesgo de ser sancionado.
Ya en la asamblea, celebrada en Cochoapa, en presencia de Eliseo Villar Castillo y Adelaida Hernández Nava, David Bracamontes Chona dijo que para resolver este caso había dos opciones: la primera y las más viable era devolver el dinero a los “narco campesinos” para que no se configurara ningún delito, y que además, por haber pedido dinero, el comisario de Los Liros también fuera sometido a proceso de reeducación.
La segunda propuesta era que se les perdonara la falta tanto a los “narco campesinos” como al comisario de Los Liros, ya que ambos habían incurrido en delito.
Una de sus defensas de los vecinos de los Liros era que, para pagar los 30 mil pesos que les había pedido el comisario, ellos habían “empeñado” sus tierras.
Cabe señalar que en esta reunión micro regional el asunto de los “narco campesinos” de Los Liros no pudo resolverse porque en ese entonces Eliseo Villar Castillo y Adelaida Hernández Nava ya llevaban la consigna de destituir y encarcelar a David Bracamontes Chona; de hecho, en plena asamblea, Eliseo Villar Castillo lo acusó de tener tratos con Pedro Piza, un detenido de El Capulín, en el municipio de Igualapa que fue apresado por el propio Eliseo Villar Castillo y que, en esas fechas, ya había ganado un juicio de amparo, por lo que un Juez Federal estaba ordenando su liberación.
Fue debido a la detención de estos dos vecinos de Los Liros que varias comunidades de Xochistlahuaca comenzaron a inconformarse en contra de las actuaciones de la policía comunitaria y en contra de Eliseo Villar Castillo, ya que por un lado querían enjuiciar a dos campesinos que se les había sorprendido con plantíos de marihuana, y por el otro lado se empeñaron en proteger a un comisario corrupto que les había pedido 30 mil pesos a cambio de su libertad.
Derivado de esta inconformidad, a inicios del mes de julio, los vecinos de varios pueblos de Xochistlahuaca se organizaron y bloquearon la carretera Ometepec-Xochistlahuaca para exigir que los detenidos fueran liberados, además de que los familiares de los presos demandaron ante el Ministerio Público a los coordinadores Rolando Romero Benito y a Salvador López Jiménez.
A cambio de que los amuzgos retiraran las demandas en su contra, los coordinadores liberaron a los detenidos.
Durante el bloque de la carretera, tanto los coordinadores de la CRAC como los comisarios de los pueblos inconformes, así como el delegado de Gobernación, Germán Herrera, acordaron que, para determinar la permanencia de la Policía Comunitaria en el municipio de Xochistlahuaca, se realizarían asambleas de consulta, asambleas que iniciarían, precisamente en la comunidad de Los Liros.
Al llevarse a cabo la asamblea y al darse cuenta que los coordinadores de la casa de justicia de Cochoapa estaban negociando la justicia comunitaria con tal de proteger al comisario municipal, decidieron retener a Rolando Romero Benito y a Salvador López Jiménez, así como a Daniel Sánchez Nestor.
Hasta el cierre de la presente edición, los retenidos aún permanecían en la comisaria perredista de Los Liros, mientras que en la comisaría paralela (priista) un nutrido grupo de amuzgos permanecían a la expectativa.

     
   
© 2005 - Periódico El Faro de la Costa Chica. Derechos Reservados.